Poemas del Pelao Carvallo

En esta edición 110 del Río de Heráclito van dos poemas del Pelao Carvallo

(escritor del under asunceno)

+ programación semanal de elotrocanal.com

Obs: Las imágenes que acompañan esta edición son de un tal Paul Klee.

Poemas de Pelao Carvallo

Pelao, es lampiño a veces. Y está más pelado de lo que parece, y aparece en las fotos. Al otoño y al invierno los prefiere en democracia. A la primavera y al verano, en ciudad Libertad. Se desconoce si prefiere la lluvia o el tiempo calmo, el rojo al celeste, o la luna al sol.

Escribe con un bolígrafo de color verde tantas veces y otras con uno del color del amanecer cuando aún está por. De hoja,  le da igual un teclado electrónico, un A4, o un cuerpo al cual luego amar. Bulímico del (des)conocimiento y aprendiz de magia violeta carmesí, un día se (des)enamoró de la vida y le empezaron a crecer poemas como estos que van a continuación:

No me jacto

No me jacto de los libros que no he escrito

ni de los que no leí alguna vez, con delirio o placer

no me jacto de nada en definitiva

pero tengo ciertos orgullos

guardados entre el corazón y el hígado

orgullos ganados a besos

o regalados vaya a saber uno por cuál razón

la larga lista de mis fracasos y derrotas

la larga lista de mis inconsistencias

se ve compensada

por la indestructible gloria

de aquellas personas que me han dado su tiempo y amor

y así como a algún ciego le han hecho los libros que leyó

de un modo importante yo he sido hecho por las personas que he amado

y aunque eso es algo que ya no practico

-andar de enamorado, vivir el amor romántico-

puedo decir sin sonar presuntuoso

que buena gente de la que he estado enamorado!

gente soberbia, cuerpos maravillosos, humores increíbles

inteligencias brillantes

quisiera dejar esto claro, antes que pase el tiempo:

estoy orgulloso de haber estado de ti enamorado

-y aunque no crea en ello ahora, toda esa ideología del amor romántico-

lo que me ha hecho buena persona

viene de tus manos, de tus labios, de lo que viví con aquellas

bellísimas personas que me dieron

su tiempo, cariño y pasión.

Pelao Carvallo 20 de octubre 2012

malas musiquitas idiotas

mortifican insistentemente el aroma y el sabor, los colores que traen

esas músicas no deseadas de un tiempo atrás

el recuerdo viene envuelto en sensaciones corporales, visuales, olfativas

que revuelven en las entrañas un gato encerrado

de olvidos clausurados, atentos a la primera llave que los deje salir

e irrumpir en la fiesta que nos hemos armado en paz

con la mitológica fundación que hemos dado a nuestro andar:

no hemos sido rechazados, ni abandonados, ni hemos sufrido desamparo ni soledad

no hubo frustración en nuestras vidas inventadas

tampoco desastres ni causas derrotadas

luego viene esa mala musiquita idiota

a derrumbar paredes entrando a saco las tristes sensaciones olvidadas

el frío, el sueño, el llanto, el hipo y los suspiros, asociadas

a un ritmo y un sonido, un timbre de voz, una clave

que nos amarga nuevamente, como entonces, la tarde, el día, la vida

malas musiquitas idiotas

llegadas de contrabando

a nuestra vivencia

por la estúpida necesidad de llenar de sonidos vacuos

todos los momentos huecos que no podemos soportar.

pelao carvallo

18 de octubre de 2012

P.D.: Las imágenes son de Paul Klee

Anuncios

~ por Editorial Ombligo del Mundo en 27 octubre 2012.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: